Algunas notas sobre redes sociales


Acabo de ver en Youtube una conferencia con título Digital Natives and Social Media, hecha en el marco del congreso Orchestrating Winning Performance del IMD (International Institute form Management Development). Me ha sorprendido gratamente poder ver una conferencia de esa calidad publicada en youtube, y es más, todas las ponencias de ese congreso están publicadas en youtube, en un canal específico del congreso. Es un ejemplo de transparencia y apertura que aplaudo, ojalá se hiciera lo mismo con las presentaciones hechas en congresos y seminarios organizados por las administraciones públicas, al fin y al cabo están pagadas con fondos públicos y lo más lógico es que tengan la mayor utilidad posible, aumentando la audiencia mediante su publicación para acceso libre.

Pero no es eso de lo que quiero hablar, sino de algunos detalles del contenido de la presentación. En primer lugar, de los ejemplos de algunas compañías con una estrategia clara de participación en redes sociales. Estos ejemplos están hacia la mitad de la presentación, en la parte 2 de los 3 vídeos publicados. Entre ellos me gustaría destacar el caso de Starbucks, del que se habla en el minuto 16 y siguientes. Starbucks decidió organizar una campaña de petición de ideas por Internet. Mediante esta campaña permiten que cualquier persona pueda proponer ideas o propuestas para mejorar Starbucks, y que cualquier persona pueda votar las ideas de otros. Según los ponentes, en 3 años se recibieron más de 100.000 ideas, que a su vez recibieron más de un millón de votos. Finalmente Starbucks decidió poner en marcha 100 de estas ideas, obteniendo múltiples beneficios: mejorar su negocio en 100 aspectos distintos (sin pagar absolutamente nada a las personas que aportaron cada una de esas 100 ideas de mejora, ya que únicamente bastó con dar reconocimiento a esas 100 personas publicando sus nombres e ideas en la página web), mejorar la relación con sus clientes (transmitiendo sensación de cercanía y de interés por satisfacer a los clientes) y obtener publicidad gratuita (este mensaje, y la propia conferencia que lo ha inspirado, son ejemplos de este último beneficio).

Otro ejemplo destacable es la estrategia del IMD. El IMD da mucha importancia a su actividad en las redes sociales, disponiendo de canales en Youtube, LinkedIn, Twitter y Facebook, y manteniendo una coherencia y consistencia entre todos estos canales y su página web. No entraré en detalle aquí, pero incorporo como ejemplo una captura de pantalla de la portada de su página web. En ella se puede ver, aparte de la importancia dada a los canales de redes sociales, cómo entre la navegación por su web tienen incorporado el perfilado de usuarios basado en hechos de vida.

Finalmente, me ha parecido muy interesante el final de la presentación, entre el minuto 7:30 y el minuto de la tercera parte del vídeo. En ella se trata de responder a las siguientes preguntas:

  • ¿cómo pueden las redes sociales añadir valor real a mi negocio y cómo lo puedo medir?
  • ¿cómo puedo mantenerlo todo bajo control?
  • ¿cómo me puedo diferenciar?

En respuesta a la primera pregunta, es importante definir los objetivos estratégicos por los que se usan las redes sociales, y medir de forma sistemática, mediante un marco de medición, los resultados sobre esos objetivos. Tan importante es definir los objetivos como medir y evaluar su cumplimiento, ya que con la evaluación podremos tomar medidas correctoras si se detecta que nuestras actuaciones no están logrando los objetivos pretendidos.

Respecto a la segunda pregunta, en las redes sociales no se pretende, ni se puede, mantener todo bajo control. Las redes sociales implican una transferencia de poder desde tu organización hacia el resto de personas, con sus ventajas e inconvenientes. Desde luego pueden decirse cosas que no te gustaría oír en las redes sociales, pero no es tan grave como podría parecer, porque aunque no lo oyeras la gente seguiría pensando lo mismo. De modo que es mejor si al menos tienes la oportunidad de escuchar lo que otros piensan. La recomendación que hace Rafael Martín es establecer un marco de comunicación, con políticas a seguir por los empleados de tu organización, y con directrices para el resto de personas, es decir, con reglas claras sobre lo que está permitido y lo que no está permitido en tus comunidades. De este modo es más fácil solucionar las dificultades con las personas que dicen cosas que no te gustan, ya que las puedes invitar a irse o a dejar de hacer lo que están haciendo, en base a esas reglas que son conocidas y asumidas por todos.

Finalmente, en respuesta a la tercera pregunta, para diferenciarse es importante definir cuál es el grupo objetivo al que quieres dirigirte. Una vez que lo conoces, es necesario analizar qué valor quieres aportar a ese grupo, y qué valor quieres que te aporte ese grupo. Se trata de crear un valor compartido que permita que tanto tu grupo objetivo como tu organización crezcan juntos.

Esta presentación estaba dirigida hacia un público principalmente empresarial, pero creo que sus enseñanzas son aplicables, en su mayor parte, a la administración pública, por lo que me ha parecido interesante compartirlas en este blog.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: